Solanin, de Inio Asano

solaninEl pasado jueves 30 de octubre, fui a mi cita anual con el Salón del Manga de Barcelona, un evento al que asisto religiosamente desde hace unos diez años. Es cierto que no con la misma ilusión de entonces, ya que cuando era adolescente prácticamente sólo consumía manga y ahora esta afición ha ido quedando mezclada con cómics de distintas procedencias y libros. Pero bueno, no dejo de ir, quizás por mantener un vínculo con una parte de mi pasado que recuerdo con mucho cariño, pero en parte también con la esperanza de encontrar novedades que se salgan un poco de los tópicos de acción y romance para adolescentes que terminaron por cansarme.

Así es como me vi ojeando el catálogo de Norma Editorial y tratando de decidir si me llevaba a casa Solanin, de Inio Asano o Traveling, de Ken Niimura. Ambos me atraían mucho, pero tenía que decidirme por uno (si te dejas llevar, el Salón es una fuente casi infinita de gasto y la cosa no está para despilfarrar), así que al final decidí dejar Traveling para más adelante.

Lo que me atrajo de Solanin supongo que fue que me sentí identificada con lo que se decía de los protagonistas, que eran un grupo de jóvenes que, tras terminar la universidad, se tenían que enfrentar a un mundo complicado y a unos trabajos que no satisfacían sus expectativas. Cuando te das cuenta de algo así, lo primero que tienes que hacer es averiguar qué es lo que quieres hacer con tu vida y, acto seguido, darlo todo e ir a por ello.

Ésta es la situación con la que se encuentran desde siempre, pero ahora más que nunca los jóvenes de nuestro país y supongo que es por eso que Norma ha decidido publicar el tomo de Inio Asano. Es una lectura inspiradora que puede ayudarte a centrarte y a darte cuenta que de cualquier situación difícil se puede salir si uno se empeña lo suficiente.

El dibujo de los personajes y de los fondos es impecable, así como la historia que a partir de ello se nos cuenta. Me ha gustado mucho ver como Meiko, la protagonista, es en un inicio la que trabaja para mantenerse a ella y a su novio mientras él intenta hacerse un hueco en el lugar donde está de becario. Me gusta porque a veces cuesta encontrar personajes femeninos en el cómic de temática cotidiana que lleven pesos tan grandes en los hombros y que tengan que tomar decisiones tan difíciles como las que toma Meiko en más de una ocasión. Hace unos días leía que es muy común entre las japonesas el comportarse como niñas pequeñas (lo podéis leer en el primer punto de este post), fingiendo una voz absurdamente aguda y dando saltitos como una colegiala. La verdad es que al leerlo no podía evitar pensar en muchos de los mangas que he leído y bueno es poder decir que no es el caso de esta protagonista, que es, como digo, una mujer fuerte que crece a lo largo de las páginas.

solanin_banner_libro físico

Anuncios

2 comentarios sobre “Solanin, de Inio Asano

    1. Si te refieres a nivel de sexo y tal, no recuerdo ninguna escena, así que si la hay debe de ser muy sutil.
      En cuanto al contenido de la historia requiere un cierto grado de madurez, no creo que pueda interesar a todo el mundo.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s