Oliva y el mal humor: el resultado de hacer pagar a los demás nuestro mal humor


Olivia y el mal humor¿Quién no ha hecho pagar alguna vez a los demás el haber tenido un mal día? Está mal, y lo sabemos. Luego nos sentimos fatal y, aún así, no siempre nos controlamos. Los adultos caemos en este error a menudo, pero los pequeños también. Y lo cierto es que cuanto antes aprendamos a empatizar con los demás y a controlarnos a nosotros mismos, mejor. Y sobre esto trata el libro del que quiero hablar hoy, Oliva y el mal humor, de Tor Freeman, un álbum ilustrado publicado por la Editorial Flamboyant.

Trabajar las emociones de los niños: el enfado

En Oliva y el mal humor, se nos habla del enfado desde el humor. Es, de hecho, un libro divertidísimo, que arrancará fácilmente las carcajadas de los más pequeños, pero que también los hará reflexionar sobre cómo se sienten los distintos personajes y por qué se sienten así. Lo consigue a través de unas ilustraciones muy expresivas y graciosas, fáciles de entender y que trasmiten los sentimientos de los personajes de forma muy efectiva.

Oliva, la protagonista, tiene un mal día. Y, por ello, reparte malas palabras con todo el que se cruza. Así es como termina contagiando el mal humor a todos sus amigos. Reparte el mal ambiente, en forma de nubes negras, por allí donde pasa. ¿Cómo romperán con esta espiral negativa?

La inestabilidad del humor de Olivia da pie a reflexionar con los niños sobre cómo afrontar el mal humor, cómo analizar las causas de este y como evitar hacer pagar por ello a los demás. Un libro pensado para trabajar la inteligencia emocional, para aprender a ponerse en la piel de los demás, a rectificar, perdonar y hacer las paces. Todo ello en un tono, como he dicho, muy divertido.

Identificar y controlar las emociones: El monstruo de colores

51dspnUEfVL._SY493_BO1,204,203,200_El monstruo de colores se ha levantado raro hoy. Está confuso y aturdido. Se ha hecho un lío con las emociones.

La educación emocional de los más pequeños es un tema que preocupa a Anna Llenas, autora de El monstruo de colores. Y, de hecho, cada vez a más gente, ya que hemos tomado consciencia de la importancia que tiene en el desarrollo de las personas el entender las propias emociones. Anna Llenas es profesora y arteterapeuta especializada en arte y educación emocional y su libro, El monstruo de colores, se ha vuelto ya imprescindible si hablamos de este campo.

El monstruo de colores debe poner en orden sus sentimientos. Para ello, primero los separa, los define y los identifica con un color. Así, la alegría es amarilla, luminosa, te hace reír, bailar y saltar. La tristeza, en cambio es azul, melancólica y te quita las ganas de hacer cosas. Finalmente, cuando ha definido cada uno de los sentimientos básicos, los clasifica y separa en botes. Pero, al hacerlo, descubrirá uno nuevo que explica a qué venía ese lío.

Hoy sabemos que no hay que enseñar a los niños a reprimir sus emociones. Ni la tristeza, ni la ira, ni ninguna otra. Al contrario, es muy importante que el niño las sienta, las entienda y sepa como expresarlas, para aprender a gestionarlas adecuadamente. Tampoco hay que menospreciarlas, ni pensar que no son importantes por venir de niños. Lo que para nosotros puede carecer de importancia, para ellos puede ser primordial. Son sus sentimientos, lo que para ellos es importante en ese momento. Desde luego, no les ayuda decirles que no estén tristes porque sus problemas no son problemas de verdad.

Este cuento es un muy buen punto de partida para trabajar las emociones con los más pequeños. Con un mensaje claro y unas ilustraciones sencillas, pero con mucha fuerza, se comunica con los niños de tu a tu, de forma efectiva, para enseñarles a identificar y gestionar las emociones.

 

Los poemas para niños de Mar Benegas: ¿Qué soñaran las camas?

camasUn libro para ir a dormir

Se acerca la hora de dormir para tus pequeños y comienza la batalla: no quieren dormir, están excitados, no quieren dejar de jugar o de ver la tele, tienen pesadillas o no tienen sueño. No existe una forma inequívoca de evitar esto, pero los expertos y la lógica dicen que ayuda seguir una rutina que genere tranquilidad antes de ir a dormir. Hacer una actividad calmada después de cenar,  como dibujar o escuchar música. Luego, ponerse el pijama, lavarse los dientes, ir al baño y a la cama. Una vez en ella, hablar calmadamente sobre como ha ido el día o leer un libro son actividades muy recomendadas.

Los cuentos infantiles para ir a dormir son una gran opción, pero ¿por qué no probar con la poesía? El libro del que os quiero hablar hoy me lo ha enviado Boolino y es ¿Qué sonarán las camas? (Editorial Libre Albedrío), escrito por Mar Benegas e ilustrado por Ester García. Se trata de un libro infantil de poemas relajantes que ayudan al niño a ponerse en situación y a tranquilizarse fácilmente.

Poemas que te acunan

En los poemas que componen la antología ¿Qué soñarán las camas?, los sueños se convierten en los protagonistas. Son poemas divertidos, frescos, sencillos. Fáciles de entender para los niños. Y, lo que es lo mejor: son relajantes. Predisponen al niño a dormir, ya que nos hablan de animales, personas y objetos que se preparan para descansar.

Las ilustraciones de Ester García acompañan a los poemas a la perfección. Con ese fondo negro resaltan, son bonitas y transmiten una sensación realmente onírica.

Los poemas son realmente muy imaginativos y están escritos con un lenguaje que consigue transmitir al lector historias e imágenes con facilidad. Poco a poco, los poemas te hacen entrar en el mundo de los sueños y te conducen de la mano por un universo sugerente y reconfortante. En definitiva, este es un libro ideal para este momento final del día, tan íntimo, en el que se refuerza el vínculo de padres e hijos en el borde de la cama.

 

Botchan, de Natsume Soseki

botchan_webHabía oído hablar de este libro, que es un clásico moderno de las letras japonesas, muchas veces. Siempre ha sido un “pendiente” hasta que hace poco vi que Sushi Books iba a sacarlo y pensé que era el momento de hacerse con él.

Qué acierto. Botchan, de Natsume Soseki, es un libro tremendamente divertido. Una novela que se enmarca en una colección infantil para lectores ya ágiles, pero que pueden (y deben) leer también los adultos. Es una lectura sencilla, amena y desternillante que habla sobre la hipocresía y la envidia.

Botchan es un joven de Tokio que, tras terminar sus estudios, se traslada a un pequeño pueblo para ejercer como profesor de matemáticas. Nada más llegar se dará cuenta de lo difícil que va a ser todo: los alumnos se burlan de él sin piedad y los profesores se relacionan entre ellos con una falsedad exagerada. Botchan, tan inseguro como inocente, ve como su código de honor choca estrepitosamente con este ambiente tan poco saludable. Por si su candidez no lo dejara lo suficientemente desprotegido, resulta que no es capaz de expresarse adecuadamente, por lo que sus quejas nunca llegan a buen puerto. Es más, a menudo son también objeto de burla. Botchan dice lo que debería callarse, se calla lo que debería decir y reparte motes sin piedad entre sus compañeros. Desde luego, nada de esto puede acabar bien… ¿o sí?

Un libro muy recomendable, con un protagonista simpático y entrañable y una historia que te hace reír.

El maravilloso país de los snergs, de E. A. Wyke-Smith

snergs_es_webEste libro es exactamente lo que parece: un libro de aventuras y fantasía dirigido a un público joven. Nos lo sugiere tanto el título, El maravilloso país de los snergs, como la ilustración de la portada de George Morrow que ya acompañaba el libro en su edición original. Este tipo de libros me generan mucha curiosidad, pues prometen llevarnos a un mundo nuevo a conocer a seres que no habíamos ni imaginado. Y ya cuando te enteras de que este libro de E. A. Wyke-Smith sirvió de inspiración a J. R. R. Tolkien a la hora de escribir El hobbit, las expectativas aumentan y tienes que leerlo.

La historia se desarrolla en una isla ficticia que tiene mucho que ver con las de Peter Pan: es muy difícil de alcanzar, en la isla hay una colonia de niños rescatados del abandono y además viven una tripulación de piratas (el Holandés Errante) y criaturas fantásticas, en este caso, los snergs. A diferencia de los niños perdidos de Nunca Jamás, estos viven bajo los cuidados y la atención de Miss Watkyns y sus ayudantes, quienes son amables pero estrictas.

Todo comienza cuando los dos niños protagonistas, Silvia y Joe, huyen, tras ser este castigado, hacia el poblado de los snergs. Cuando no podían estar más perdidos aparece Gorbo, un snerg famoso por su corta inteligencia. Este los dirige a la ciudad de los snergs. Pero de nuevo vuelven a perderse y, en su propósito de volver a casa conocerán una bruja, un ogro, un capitán y hasta la tripulación del Holandés Errante.

Este es un libro entretenido, con una trama absorbente que se lee de forma amena. Este libro está recomendado para aquellos niños que ya leen con soltura y que quieren divertirse dejándose llevar por una aventura de estilo clásico, de estas que se quedan en nuestro imaginario para siempre.

La Casa de los Ratones, de Karina Schaapman

9788416290345La casa de los ratones es casi de dos metros de ancho y tres de alto. Tiene más de cien habitaciones hechas a mano a partir de cajas de zapatos, cartón, telas, cerillas, botones, corchos y todo tipo de materiales reciclados. La artista es Karina Schaapman y el resultado se puede ver en la Biblioteca Central de Amsterdam. Si quieres echarle un vistazo desde casa, una buena opción es leer los cuentos que surgieron mientras la artista trabajaba en ellos y que a España nos los trae Blackie Books.

En este libro descubriremos los rincones de la casa junto con Julia y Sam. Julia es una ratoncita curiosa y testaruda, mientras que Sam es más bien tímido y obediente. Los seguiremos en su día a día a través de las fotografías que ilustran el libro y los textos que acompañan a la imágenes. Así, veremos como descubren un escondite secreto, como ayudan al trapero, como hacen tortitas, como van a comprar galletas y como se enfrentan a una enorme rata. Todas las historias que se cuentan sonarán cotidianas para los más pequeños.

Es alucinante ver la cantidad de detalles que se ocultan en la casa. Éste es un trabajo de mucha paciencia, mucha delicadeza, mucho tiempo y mucha creatividad. El resultado es un libro con el que puedes pasar horas descubriendo cosas en cada una de las fotografías. Un libro maravilloso e inspirador para estimular la imaginación y la creatividad.

Retratos gatunos, de Benjamin Lacombe y Sébastien Perez

110159_Cub_Retratos_72Benjamin Lacombe es, sin duda alguna, uno de mis ilustradores favoritos. Ahora hacía ya algún tiempo que no os hablaba de ningún libro suyo, así que me apetecía mucho poder leer Retratos gatunos, escrito por Sébastien Perez, y hablaros de él.

Retratos gatunos es un homenaje a estos animales que han sido considerados tanto dioses como diablos en varias culturas y que hoy en día son las mascotas por excelencia (con permiso de los perros). En este libro se nos ofrecen quince divertidas historias protagonizadas por gatos que nos cuentan qué se les pasa por la cabeza y cuales son sus pequeñas aventuras del día a día. Encontramos gatos cariñosos, gatos ariscos, aventureros, comodones,… gatos de todo tipo. Para cada gato se respeta el mismo formato: tenemos, en primer lugar, un retrato enmarcado del gato en cuestión, con su nombre; acto seguido, con un breve poema se nos explica la historia del gato; y, finalmente, tenemos una ilustración de una página relacionada con la historia.

Los dibujos de Benjamin Lacombe son dibujos con alma. Tan cuidados, tan trabajados, tan perfectos, que parece que el autor se ha dejado la piel en él. El resultado siempre es una auténtica obra de arte.

A mí este libro me ha recordado mucho a la forma de presentar los personajes de La melancólica muerte del Chico Ostra, de Tim Burton. En este libro, Tim Burton nos habla de diversos niños extraños a través de un poema breve para cada uno de ellos y una ilustración. No sé si esto tiene nada que ver, pero en el una de las historias del libro de Lacombe y Perez hay una referencia clara a Batman y Catwoman, personajes que también ha trabajado Tim Burton.

Pequeña & Grande Audrey Hepburn, de Amaia Arrazola y Mª Isabel Sánchez Vegara

Audrey Hepburn promo RGBHace tiempo que veo por las librerías la colección Pequeña & Grande de Alba Editorial y me llama mucho la atención tanto por el estilo de dibujo como por el hecho de que son biografía dirigidas al público infantil. Y eso es algo que no se ve muy a menudo.

Todos los títulos de esta colección están dedicados a grandes mujeres que pueden servir de inspiración tanto a niños como a niñas que quieran conseguir sus sueños. Éste título en concreto está dedicado a Audrey Hepburn.

El libro nos habla de como Audrey tuvo que dejar en suspenso su sueño de ser bailarina cuando estalló la Segunda Guerra Mundial y cómo lo retomó al finalizar ésta, convirtiéndose en actriz de musical. Así, la acompañamos también en sus inicios en Hollywood y repasamos los principales papeles que ha representado hasta llegar a lo probablemente más maravilloso: su papel como embajadora oficial de UNICEF.

Todo esto acompañado de unos dibujos muy dulces y expresivos, llenos de color. Y con unos personajes con unos ojos enormes y soñadores.

Recomiendo este libro y cualquiera de la colección (dedicados a Frida Kahlo y Coco Chanel). Me parece genial que los más pequeños aprendan que las mujeres también pueden hacer grandes cosas por el mundo que los rodea.

Les récrés du petit Nicolas, de René Goscinny y Jean-Jacques Sempé

9782070392599En esta nueva colección de relatos de Le petit Nicolas, nos colamos en sus recreos junto con sus compañeros de clase para ver cómo juegan y cual es su relación, tanto entre ellos como con sus profesores en los momentos de ocio.

En la primera historia, Alceste ha sido expulsado por ponerse enfadarse e insultar a un profesor cuando éste, sin querer, arruina su desayuno. Y, es que como hemos visto en todos los libros, para Alceste la comida no es cosa de broma. En otro cuento Nicolas recibe un regalo de su abuela: ¡su primer reloj de pulsera! Nicolas está tan contento que no puede evitar decir la hora a cada momento y cronometrarlo todo… hasta que termina con la paciencia de los mayores. Es muy graciosa también la historia en la que un compañero tiene la idea de hacer un periódico con la imprenta de otro compañero. Se pelean por los contenidos, el cómo poner las imágenes, quién redactará, quién lo dirigirá, etc. Así, vamos viendo un montón de historias que viven durante un año hasta llegar al inicio de las tan esperadas vacaciones.

El pequeño Nicolas y sus compañeros son traviesos, revoltosos y siempre terminan por arruinarlo todo, pero también tienen un gran corazón.

les recres du petit nicolas_banner_libro físico les recres du petit nicolas_banner_libro electrónico

Le Petit Nicolas et les copains, de René Goscinny y Jean-Jacques Sempé

le-petit-nicolas-et-les-copains-267692De nuevo he leído un libro de Le Petit Nicolas para seguir con el reto que me he propuesto este año. Esta vez el libro trata de la relación de Nicolas con sus amigos, principalmente sus compañeros de clase y su vecina Marie-Edwidge.

Me parece muy gracioso como los compañeros de Nicolas siempre introducen ideas en el grupo que se convierten en pequeñas obsesiones pasajeras. En el momento aquello les parece lo más importante del mundo, pero luego, de pronto, se les olvida. Como, por ejemplo, en un capítulo en el que se ponen todos a coleccionar sellos y que termina con que Nicolas ha cambiado sus sellos por unas canicas. También es gracioso como convierten una partida de ajedrez en algo parecido a los bolos, o el miedo que tiene Nicolas a las niñas y su extraño comportamiento. Sea como sea, con este grupo de amigos siempre termina todo en un gran desastre.

 

le petit nicolas_banner_libro físicole petit nicolas et les copains_banner_libro electrónico